Mira lo que tiene que vivir un agente del Servicio Secreto


Tienen un solo objetivo: proteger al Presidente de los Estados Unidos de América. Saben casi todo de nosotros, pero de ellos solo sabemos lo poco que nos dejan ver. Son hombres altos, fuertes, serios, y casi siempre visten de negro. Pero, ¿qué es lo que realmente se necesita para ser un agente del Servicio Secreto?

Descubre los requisitos para tan alta responsabilidad. No vas a creer lo que exigen.

7. Pruebas Físicas

Es casi obvio. Para proteger al Presidente, es necesario tener una excelente condición física. Cada agente debe ser capaz de correr 300 metros, hacer 38 abdominales y 29 flexiones (lagartijas), cada ejercicio en menos de 1 minuto. Estas son solo algunas de la rutinas que tendrás que dominar si es que quieres entrar.


A todo esto se le suma que debes luchar contra el dolor. Si, como lo lees, un aspirante a Agente del Servicio Secreto, tendrá que sufrir callado cualquier lesión durante las pruebas, si es que quiere quedar dentro del grupo. 

En este trabajo, quejarte por tener unas cuantas costillas rotas, puede enviarte directamente a la calle. 


Mantener un buen físico, es casi un requisito esencial, así que aumentar unos kilos de más, también es motivo suficiente para ser expulsado. 


6. Habilidades especiales

Además de la rigurosa preparación física, estos soldados también deben estar preparados para calcular mentalmente, manejar sistemas informáticos, y resolver cualquier situación inesperada.


Por si fuera poco, deben ser expertos en primeros auxilios, y estar preparados para cualquier emergencia. Tanto así, que llevan encima una bolsa con el tipo de sangre del Presidente en caso de que este necesite una transfusión. 


5. Están en todas partes, en todo momento…

Acompañar a su Presidente se convierte en una obsesión. Los agentes del Servicio Secreto estarán en los momentos más felices y también más embarazosos. Salir a correr, hacer senderismo o visitar a su médico, son rutinas que jamás realizará solo el Presidente de los Estados Unidos. Llueva, truene o relampaguee, ellos estarán siempre ahí.


Pero no te debes sorprender si además estos hombres, tienen que cubrir infidelidades, y hasta cargar la culpa por cosas que jamás hicieron, como tirarse gases en público, por ejemplo.



4. Tu vida y la de tu familia, ya no será vida…

Si es tu sueño ser agente, debes estar consciente de que tu familia pasará automáticamente a un segundo plano. Ya no habrá fiestas familiares, ni lindos recuerdos junto a tus seres queridos. Serás el gran ausente de cumpleaños, bodas y graduaciones, y tu familia será investigada constantemente. 



3. Pruebas y más pruebas…

Además de comprobar sus aptitudes físicas y mentales, a los agentes le harán análisis de orina, de sangre, pasarán por el detector de mentiras, examen de narcóticos, y una profunda investigación sobre sus orígenes y su vida privada anterior. Y todo esto en cualquier momento antes, durante y después. ¿Estás dispuesto?


2. ¿Cuánto cobran?

Según el testimonio de un ex agente, publicado en el diario estadounidense The Washington Post, cobran entre los 43,964 y los 74,891 dólares, sin embargo, mientras prestan servicios, reciben otros beneficios y tienen derecho a un buen seguro médico, vacaciones y bajas por enfermedad.


1. ¿Solo protegen al Presidente?

Todos pensábamos que sí, sin embargo, CNN reveló que el Servicio Secreto tiene la misión de cuidar igualmente al vicepresidente y a su familia inmediata. También protege de por vida a los expresidentes y a sus hijos menores hasta que cumplen 16 años. Cuentan que, a los ex vicepresidentes y a sus familias, sólo los protegen durante seis meses después que terminan su mandato.


Según el New York Times, los agentes, además, luchan para proteger a los Estados Unidos de los terroristas islámicos, los hackers rusos y los espías chinos. Cuidan a los invitados del Presidente, y en un principio vigilaban todo tipo de fraude, incluidos los robos de computadoras, valores, telecomunicaciones y robo de identidad.



¿Aún estás interesado? Comparte tus comentarios.
Recomendados
Recomendados