10 asesinatos en Halloween que nunca nadie pudo explicar. No querrás salir a pedir dulces


Halloween no es sólo una época en la que niños y adultos salen a pedir dulces mientras visten increíbles disfraces. Tristemente, esta fecha también ha sido marcada por horribles asesinatos.

Aquí les dejaremos algunos de los casos más espeluznantes que han ocurrido en esta fecha.

10. La desaparición de Hyun Jong “Cindy” Song


De acuerdo con NBC News, Song era una joven estudiante de intercambio proveniente de Corea del Sur y asistía a la universidad estatal de Pensilvania. Sin embargo, durante la noche de Halloween de 2001, Song desapareció sin dejar algún rastro aparente luego de haber asistido a una fiesta.


Cuando la policía revisó su departamento se dieron cuenta de que sus cosas seguían ahí, por lo que descartaron que se hubiera ido. Durante la investigación, testigos señalaron que vieron a Song en el carro de un desconocido. Esa persona misteriosa fue identificada como Hugo Selenski, quien fue detenido luego de que se encontraran 12 cuerpos sin vida en el patio trasero de su casa. 

Tras ello, fue arrestado por la policía, llevado a juicio en 2002 por el cargo de homicidio y luego sentenciado a cadena perpetua. Desgraciadamente, ninguno de los cuerpos resultó ser el de Song, por lo que su caso sigue abierto y la fuerza de policía local, junto con la ayuda del FBI, tomó muestras de ADN a los padres de Song en 2013 en caso de que algún día encuentren el cuerpo de su hija.

9. El asesinato de Nima Louise Carter


De acuerdo con el Oklahoma Daily, en 1977, en el pueblo de Lawton, Oklahoma, los padres de la bebé Nima Louise Carter la pusieron a dormir la noche de Halloween, pero al despertarse, se dieron cuenta de que su bebé ya no estaba en su cuna. Según el reporte de la policía las ventanas no estaban abiertas, por lo que el secuestrador tuvo que esconderse en el armario del cuarto.


Pero un mes después a 4 cuadras de donde vivía Nima, la policía encontró su cuerpo en una casa abandonada dentro de un refrigerador. El forense declaró que Nima murió de asfixia, y señaló a Jacqueline Roubideaux, una niñera que había cuidado de la bebé, como la principal sospechosa, más no se encontró la evidencia suficiente para enjuiciarla. Hasta la fecha, el caso de Nima sigue sin resolver.

8. La muerte del recién nacido de Key West


La mañana de Halloween de 2004 en el Hilton Resort and Marina en Key West, Florida, un ama de llaves encontró una sorpresa aterradora en el baño del vestíbulo: el cadáver de un bebé recién nacido. De acuerdo con el Orlando Sentinel, la investigación de la policía arrojó que los responsables fueron una mujer llamada “Samantha” y su novio.

Según el reporte policial, la mujer entró al baño por cuarenta minutos, tiempo en el que pudo dar a luz y después dejar el cuerpo del bebé, quien aún tenía el cordón umbilical cuando lo encontraron la mañana siguiente.

14 años después, la policía no ha podido dar con los responsables de este homicidio infantil.

7. El asesino de los dulces


Puede que este caso sea el que originó la leyenda urbana de que los dulces de Halloween están envenenados. De acuerdo con ABC News, en 1974, un padre texano, Ronald Clark O’Bryan, estaba ahogado en deudas y la única cosa que se le ocurrió para salir de ellas fue envenenar a su propio hijo para cobrar un seguro de vida.

De acuerdo al reportaje, O’Bryan compró un veneno en polvo conocido como cianuro de potasio y lo puso dentro de los envoltorios de un dulce en polvo llamado Pixy Stix. Para no ser atrapado, O’Bryan dio varios de estos dulces a niños de su vecindario para que la policía no sospechara de él, sin embargo, las cosas no salieron como planeó.


Luego de darle el veneno a su hijo, éste empezó a sentirse mal y O’Bryan lo llevó al hospital, pero el pequeño murió cuando iban camino allá. Durante un interrogatorio con la policía, O’Bryan no pudo convencer a los oficiales de que era inocente. La investigación tampoco ayudó a O’Bryan, pues ninguno de sus vecinos repartió Pixy Stix, lo cual hizo de él el principal sospechoso.


La policía finalmente lo arrestó en noviembre de ese mismo año tras comprobar que O’Bryan había cobrado el seguro de vida de su hijo. En junio de 1975 fue sentenciado por asesinato y sentenciado a pena de muerte. Su ejecución se realizó el marzo de 1984.

O’Bryan pasó a la historia como “The Candy Man” o “El asesino de los dulces”. 

6. La amante despechada


De acuerdo con el LA Times, en 1957, un hombre fue asesinado la noche de Halloween por su amante. Según el reporte de la policía, la víctima fue Peter Fabiano, un hombre cuyo matrimonio se estaba desmoronando y encontró consuelo con Joan Rabel. Sin embargo, Peter y su esposa lograron reconciliarse, por lo que su amorío con Rabel terminó.


Joan no lo tomó bien, así que planeó junto con una amiga el asesinato de Fabiano. Rabel y su cómplice esperaron fuera de la casa de Fabiano hasta que éste se fuera a dormir. Luego de que se apagaran las luces, Rabel, quien llevaba la cara pintada y un par de guantes rojos, tocó la puerta, espero a que Fabiano la abriera y después le disparó en la cara con su pistola de de 38 milímetros. La policía no tardó en encontrar a Rabel y la arrestó bajo el cargo de homicidio.

5. El triste cumpleaños de Karl Jackson


De acuerdo con el New York Daily la noche de Halloween de 1998 Karl Jackson terminaba de celebrar su cumpleaños e iba camino a su casa en su carro, mismo en el que viajaban su esposa e hijo por el peligroso vecindario de South Bronx, Nueva York. Ahí, un grupo de jóvenes rufianes le lanzó huevos a su vehículo. Jackson se bajó del auto para hablar con ellos y después de intercambio de palabras regresó al auto.

Lo que no esperaba fue que uno de los jóvenes lo siguiera hasta dar con él unas cuantas cuadras adelante para finalmente darle un disparo a Jackson en la cabeza.

4. La horrible muerte de Rebekah Gay


John D. White estuvo en prisión en dos ocasiones antes de asesinar a su novia la noche de Halloween de 2012 en un pueblo de Michigan, Estados Unidos. De acuerdo a Fox News, tras salir de prisión, White se volvió pastor de una pequeña iglesia y se relacionó románticamente con una mujer, Rebekah Gay, que vivía en el mismo parque de remolques que él.


La nota señala que White golpeó a la mujer con un mazo y luego la estranguló. La razón por la que lo hizo fue que quería tener relaciones con el cadáver de Gay tras ver varios videos de necrofilia en internet. White confesó su crimen a la policía y luego fue sentenciado a 56 años de prisión, sin embargo, se suicidó a los pocos meses de haber empezado su sentencia.

3. Adolescente abusó de una monja anciana y la apuñaló 17 veces


Este perturbador caso ocurrió en el Halloween de 1981 en Amarillo, Texas. De acuerdo con el Amarillo Globe-News, Johnny Lee Garrett, de 17 años, abusó y asesinó a una monja de 76 años. Sin embargo, la investigación de su caso estuvo plagada de polémicas debido a que Garret dijo en su confesión que sí violó  a la monja, pero que no la asesinó.


Pero eso no fue lo único extraño, durante y después de su juicio, un forense falsificó evidencia en varios casos y un hombre en prisión dijo ser el verdadero responsable del crimen. A pesar de estos acontecimientos, y de que el Papa pidiera al gobernador de Texas no ejecutar al joven, Garret fue sentenciado a morir por inyección letal en 1992.

2. El Ghostface de Brooklyn


De acuerdo con el New York Daily News, durante un brote de violencia en la noche de Halloween de 2013, un hombre disfrazado con la máscara de Ghostface, el famoso personaje de la franquicia de horror “Scream”, le disparó en la cabeza a un joven de 19 años identificado como Anthony Seaberry en el barrio de Brooklyn a las 8:30 de la noche.

A pesar de que una ambulancia llevó a Seaberry al hospital, los médicos no pudieron salvarlo y falleció ahí mismo. La policía no ha podido dar con el responsable de este crimen.

1. El espeluznante “Thriller Killer” de Nueva Jersey


Según un reporte del New York Daily News, la noche de Halloween de 1981, María Ciallella fue vista por última vez mientras iba camino a una fiesta. Año y medio después el cadáver de otra mujer fue encontrado entre los arbustos de un restaurante. Gracias a esto, la policía de Nueva Jersey, Estados Unidos, logró dar con Richard Biegenwald, quien después sería bautizado como el “Thriller Killer” de Nueva Jersey.


Biegenwald fue encontrado culpable gracias a la ayuda de Dherran Fitzgerald, quien le contó a los oficiales que este asesino había escondido varios cadáveres en el patio de su madre. Al excavar el patio, la policía encontró el cuerpo de Ciallella dividido en tres partes. Esto fue suficiente para que los oficiales arrestaran a Biegenwald y eventualmente fuese sentenciado a cadena perpetua por éste y otros dos asesinatos que había cometido.

De acuerdo con el reporte de la policía el deseo de Biegenwald era ver morir a alguien. Biegenwald murió de causas naturales en la prisión estatal de Nueva Jersey en 2008.

¿Cuál de estos casos es el más escalofriante?
Recomendados
Recomendados